ACDE Hoy Enrique Shaw

Premio ACDE Enrique Shaw 2021: Por qué ganaron los que ganaron

Participantes del Premio ACDE Enrique Shaw, Seamos Uno
Escrito por Patricia Sclocco

Uno de los mayores desafíos que tomamos las empresas a partir de la crisis del 2001 fue, sin duda, tomar un rol de liderazgo y de compromiso con la comunidad super activo en temas, que muchas veces están muy lejos del corazón de nuestro negocio, para trabajar activamente con el sector social y también, muchas veces, con el sector público para dar respuesta a las necesidades urgentes de las comunidades donde operamos.

¿Presentarnos o no presentarnos? La pregunta que todos nos hacemos

Todos los años en nuestro país tenemos la oportunidad de compartir esas experiencias presentándonos a los premios más relevantes, donde jurados expertos del mundo académico, de los medios, del sector social se reúnen para analizar concienzudamente el trabajo que realizamos y, de alguna manera, darle visibilidad a estas acciones, que muchas veces pasan desapercibidas.

Presentarse a “Los Premios” es un excelente ejercicio puertas adentro de nuestras organizaciones para revisar nuestra performance y encontrar excelentes oportunidades de mejora para ir por esa milla extra, que seguramente, generará mejor impacto en los colectivos con los que trabajamos en el día a día del programa; pero también es un excelente ejercicio de comunicación que nos obliga a re pensar cómo lo estamos haciendo y cómo lo vamos a contar. Uno de los principios fundamentales de las marcas valiosas es que su story -telling refleje a pies juntillas su story– doing.

Y los ganadores son…

Una de las figuritas difíciles es el Premio Enrique Shaw que entrega de forma bianual la Asociación Cristiana de Dirigentes de Empresa (ACDE). El objetivo del Premio es reconocer a las empresas –grandes o PyMES- que a través de un esfuerzo sostenido implementan prácticas, proyectos, programas y políticas que contribuyen a disminuir la deuda social. El pasado 24 de noviembre ACDE presentó a los ganadores de la XIII Edición del Premio ACDE Enrique Shaw “Hacia una empresa con rostro humano” en la Fundación Proa.

 Categoría Pyme

  • Primer Premio: “FUO – Fundación Universitaria de Oficios” de Moconá Maderas.  Un Centro de Formación continua y colaborativa, de contenido presencial y virtual que ofrece servicios educativos al público en general, a pequeñas comunidades y a empresas.
  • Segundo Premio: el “Programa de Trabajo Pro Bono de Beccar Varela” del Estudio Beccar Varela.  El programa consiste en prestar asesoramiento legal a entidades, grupos u organizaciones de bajos recursos en forma gratuita. El estudio genera en su equipo de trabajo la conciencia del valor de su servicio y es a su vez impulsor del programa Pro Bono del Colegio de abogados de la ciudad, capacita a la comunidad de organizaciones sociales en temas que les competen, e impulsan leyes y normativas acordes a la actividad de emprendimientos y emprendedores de pequeña envergadura.
  •  Premio extraordinario: “Seamos Uno”, por considerarlo un modelo ejemplar de solidaridad, esfuerzo desinteresado y trabajo en equipo, llevado a cabo en forma conjunta por un gran número de empresas, en un momento muy crítico para toda la sociedad y, particularmente, para aquellos sectores más vulnerables. Debido a que Seamos Uno incluyó a decenas de empresas protagonistas el premio se entregó a Gastón Remy, coordinador general del proyecto, y a otros actores principales del mismo.

Categoría Empresa Grande

Primer Premio: Programa Pymes PAE 15° Aniversario en Pandemia”-  Pan American Energy. Este proyecto tiene el objetivo de fortalecer y potenciar al empresariado local pyme, sean o no parte de la cadena de valor de PAE, proveyendo capacitación, asistencia técnica, financiera y comercial, para profesionalizar la gestión de empresas y emprendedores, brindando herramientas para desarrollar sus productos y servicios y certificando sus procesos. Con quince años de vida, el programa ha sido la clave para el armado de redes de cooperación empresarial, pública y privada, con capacidad de sostenimiento y ampliación.

Segundo Premio: “Estrategia de Inversión en Salud: Respuesta COVID19” – Banco Galicia. Bajo las consignas #CuidaralosqueCuidan y #EquiparlosHospitales, la empresa trabajó junto al Ministerio de Salud de la Nación para identificar las necesidades prioritarias en las localidades más afectadas por el COVID-19, y también junto a los municipios, y contribuir con equipamiento e insumos básicos de protección para el personal de salud. La inversión realizada en infraestructura fue complementada con formación online, orientada a preparar a los profesionales que no trabajan habitualmente en cuidados intensivos para que puedan responder al aumento de la demanda de pacientes críticos con COVID-19.

Mención: “Programa de Acompañamiento a las Trayectorias Educativas” -Pampa Energía, junto con la Fundación Pampa Energía, desarrolló programas destinados a niñas/os y jóvenes desde la primaria hasta la salida al mercado laboral. A través de su Programa de Acompañamiento a las Trayectorias Educativas, acompañó a estudiantes de nivel secundario, terciario y universitario, a través del otorgamiento de becas económicas que son complementadas con otras acciones. El plan se desarrolla anualmente, entre marzo y diciembre, y contempla instancias de renovaciones de becas y selección de nuevos ingresantes al programa.

¿Y por qué ganaron?

Premio ACDE Enrique Shaw, ParticipantesRepasemos juntos con una mirada pegada a la sustentabilidad los programas ganadores:

Generación de Trabajo de Calidad y Capacitación en Oficios

Una de las grandes deudas que tenemos como país es generar trabajo de calidad y desarrollar talento para dar respuesta a la demanda de mano de obra especializada que se requiere en cada uno de los distintos segmentos productivos de cada rincón de nuestro país, mejorando las condiciones del desarrollo de la economía local

Mentoreo y Servicios Pro Bono para mejorar el desarrollo de Pequeñas y Medianas Empresas

Los grandes generadores de empleo de nuestro país son las Pymes y los emprendedores. Uno de los capitales más valiosos que tenemos los que trabajamos en empresas grandes es el Capital Humano con mucho contenido académico y experiencia. Compartir conocimiento y acompañar procesos que requieren de un alto nivel de especialización es uno de las mejores maneras de estar cerca de las pequeñas empresas y organizaciones de base disminuyendo considerablemente los fracasos y ahorrando recursos económicos que son necesarios para posicionar el core de la organización facilitando el proceso de crecimiento.

Desarrollo de la cadena de valor

Las empresas grandes tenemos la enorme responsabilidad de desarrollar nuestra cadena de valor para darles más y mejores herramientas para seguir el proceso de madurez necesario para ser más competitivos y aspirar a mercados más maduros que demandan certificación de procesos para ofrecer sus productos y servicios

Compromiso con la comunidad en situaciones de crisis extrema

Sin lugar a dudas uno de los grandes aprendizajes que nos dejo la Pandemia del COVID-19 es la vuelta a la mirada del bien común como prioridad absoluta para  transitar situaciones críticas que nos atraviesan a todos como seres humanos, como actores sociales, como empresas y como estado, la única certeza fue superar las dificultades día tras día. Como dice Haruki Murakami:

“y una vez que la tormenta termine, no recordarás como lo lograste, como sobreviviste. Ni siquiera estarás seguro que la tormenta ha terminado realmente. Pero una cosa si es segura, cuando salgas de esa tormenta, no serás la misma persona que entró en ella. De eso trata esta tormenta”.

En esta oportunidad no fui parte del Jurado de los Premios ACDE y esta es mi humilde mirada desde la sustentabilidad de como las empresas generan valor en la comunidad en la que operan; la mayoría de las veces directamente ligadas al core de su negocio, pero otras comprometiéndose en situaciones de crisis fuerte como las que venimos atravesando desde marzo del 2020 y poniendo el hombro,  recursos económicos, sus recursos humanos y todas sus plataformas al servicio del bien común, acompañando un proceso durísimo que nos toca superar como sociedad, donde estamos todos en el mismo baile y la única manera de salir es poniendo todo de nosotros mismos para que sea de la mejor manera posible. En esta edición del Premio Enrique Shaw vimos un rostro cada vez más humano de muchas empresas argentinas. ¡A celebrarlo fuerte!

Sobre el autor

Patricia Sclocco

Directora de Comunicación y Asuntos Públicos en Securitas Argentina. Cuenta con posgrados en la Universidad de San Andres, Universidad Austral y el Instituto de Estudios para la Sustentabilidad Corporativa.

Deje su opinión

1 comentario